Últimos trabajadores surcoreanos abandonan Corea del Norte

En Kaesong operaban más de 120 fábricas de origen surcoreano

Con el rostro sombrío, los últimos gerentes surcoreanos comenzaron a abandonar ayer el parque industrial de Kaesong -ubicado en Corea del Norte- tras la decisión del gobierno de Seúl de evacuar la zona desmilitarizada. El complejo industrial era la última conexión directa entre las dos Coreas.
Los surcoreanos cargaron sus vehículos con todo lo que pudieron en la población norcoreana de Kaesong, situada justo al otro lado del área que separa las dos Coreas. Un total de 125 surcoreanos partieron ayer, y los últimos 50 -incluidos los empleados gubernamentales que dirigían el lugar- lo harán este lunes, informó el Ministerio surcoreano de Unificación.
Hasta principios de mes, 53.000 norcoreanos trabajaban bajo la dirección de 800 gerentes surcoreanos en más de 120 fábricas operadas por Corea del Sur en la zona económica especial de Kaesong.
La operación iniciada hace una década aportaba trabajo y salarios al lugar, al tiempo que Corea del Sur tenía mano de obra barata a su disposición.
Sin embargo, al aumentar las tensiones entre Seúl y Pyongyang en torno al programa de armas nucleares de Corea del Norte y las maniobras militares conjuntas de las fuerzas de Estados Unidos y Corea del Sur, Pyongyang retiró la totalidad de su fuerza laboral el pasado 9 de abril y prohibió a los surcoreanos cruzar la frontera para traer alimentos y suministros.
Una vez que parta el último surcoreano, el destino de ese complejo industrial será una incógnita. “Es sólo cuestión de tiempo antes de que el complejo sea clausurado permanentemente”, afirmó ayer un funcionario norcoreano de la Oficina General de Planificación Centralizada, que no reveló su nombre.
http://www.el-nacional.com/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *